Ingresa la dirección de tu amigo:

jueves, 25 de febrero de 2010

Accidente en los Juegos de Invierno


El hockey sobre hielo es conocido por ser un deporte de gran velocidad y destreza sobre los patines, pero también por ser uno de los más violentos. Las cargas sobre otros jugadores para apropiarse del disco son válidas y suelen ser muy fuertes.

La última demostración se vio en Vancouver, donde se están realizando los Juegos Olímpicos de invierno. En un partido de playoffs por el pase a cuartos de final entre Noruega y Eslovaquia, el jugador escandinavo Ole Kristian Tollefsen golpeó duramente en el cuello a Lubos Bartecko, que perdió el casco al impactar con el hielo y sufrió un corte en la nuca.

El eslovaco comenzó a sangrar raudamente y tanto el público como los equipos se impresionaron ante la vista. Bartecko quedó inmóvil en el hielo pero no llegó a perder la conciencia. Los médicos presentes en el estadio lo subieron en una camilla y rápidamente fue enviado a un hospital cercano donde se encuentra estable.

Tollefsen fue expulsado luego de la agresión y ya se anunció que tendrá un partido de suspensión, aunque podrían ser más. Finalmente, el equipo eslovaco se quedó con la victoria por 4-3 y jugará esta noche por los cuartos de final ante el combinado de Suecia.

Pavol Demitra, compañero de Bartecko, condenó al agresor: "Cualquier golpe a la cara es un golpe sucio". Pero Mats Zuccarello Aasen, compatriota de Tollefsen alivianó la culpa: "El resultado del golpe fue horrible de ver. Lo siento por Bartecko. Pero también me da pena Tollie. Esto es hockey y los golpes vienen y van". Así no muchachos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario